Saltar al contenido

Fotógrafo inmobiliaria en Barcelona. Finca regia en el Ensanche

Fotógrafo inmobiliaria en Barcelona

El minimalismo se ha convertido en el rey de la decoración de interior y con el siguiente trabajo realizado por nuestro fotógrafo inmobiliaria en Barcelona se lo mostramos.

Aunque otros estilismos han causado furor a nivel internacional, lo minimalista cumple con las previsiones y rompe con los esquemas de la extroversión. Su estilo se ha consolidado a lo largo de la última década sin objeciones por parte de los interioristas. A pesar de su simplicidad, es una de las tendencias que mejor se adapta a los gustos individuales de cada propietario. Su inclinación por el equilibrio compositivo le posiciona como la expresión más versátil. Capaz de aceptar la integración de elementos pertenecientes a otras variantes decorativas, su cadencia humanista le confiere cualidades insustituibles.

En España, su evolución ha ido en crescendo hasta romper con las maneras neutrales no definidas de los años 80 y 90. Aquellas casas sin personalidad, simplemente amuebladas y sin equilibrio visual, han pasado a la historia para ceder el paso a la funcionalidad escandinava. En concreto, una de las comunidades con mayor proliferación de interiores minimalistas es Cataluña. Su conexión geográfica con el resto de Europa le convierten en núcleo de recepción para influencias internacionales. Las raíces se mezclan con la novedad hasta converger en un estilo propio lleno de variables. Así la tradición deja su impronta en esta tendencia que se ha reafirmado en los puntos estratégicos más importantes de la península.

Una casa con tradición para vivir en armonía

La zona costera catalana se rinde definitivamente ante los elementos de ascendencia tradicional insertos en el minimalismo. Son muchos los ejemplos que lo atestiguan. En esta ocasión, este apartamento ubicado en el Ensanche de Barcelona se presenta como modelo prototipo. El proyecto de interior, desarrollado por el equipo de Home Decor, se traduce como una creación que convierte sus equilibrios en parte del orden natural. Nuestro fotógrafo inmobiliaria en Barcelona enfatizó en sus imágenes la elevación de sus techos y la presencia de sus suelos aparentemente pixelados. La belleza de sus formas denota la influencia de un folclorismo arquitectónico que testimonia un pasado ahora rejuvenecido.

Fotógrafo de interiores en Barcelona

Los elementos minimalistas determinan un escenario de vuelta a casa que llama a la tradición por su nombre. El pavimento, sin ir más lejos, imita con su apariencia la azulejería regional que ha recuperado su hegemonía en los últimos años. Con un aspecto actualizado, define los espacios delimitando las fronteras de que cada estancia. Su toque de color devuelve el protagonismo a los azules y a las tonalidades anaranjadas tan comunes antaño en los azulejos a media pared. A medida que se extienden por el apartamento, se observa una cuadrícula que crece en honda. Así, el efecto visual refuerza la personalidad de los suelos en contraposición a la claridad de las paredes.

Fotógrafo inmobiliaria en Barcelona

Un minimalismo de libro

Si la tradición costumbrista está sostenida por suelos y alturas, el minimalismo se respalda en el resto de la composición decorativa. En general, podemos decir que esta vivienda atesora todos los rasgos definitorios de la tendencia escandinava en su versión más contemporánea. El uso indiscriminado de la madera en muebles, objetos, puertas, ventanas y molduras habla de naturalidad y de sencillez desde la elegancia. La luz, otro elemento fundamental de este estilo, se abre camino entre las tonalidades neutras y se propaga sin control por toda el área que define el apartamento. Luego están los tejidos de origen natural, como el algodón, el lino y el cuero.

Fotógrafo inmobiliario en Barcelona

Los toques industriales también son parte del encanto que ha adquirido esta tendencia en el siglo XXI. Siempre hay un elemento de metal tintado en negro que da el justo toque de sobriedad para crear contraste y volumen. Además, las geometrías rectas y curvas hacen acto de presencia con la mayor normalidad, tal y como el minimalismo entiende la eficacia. Y como toque de distinción, el color blanco, que reviste el espacio en su totalidad y lo engrandece a través de la luz. Vista en general esta puesta en escena, resulta ser la perfecta simbiosis entre funcionalidad nórdica y tradición catalana. Así pues, para un fotógrafo de casas se trata de un proyecto visual lleno de matices que merece la pena disfrutar.

Fotógrafo inmobiliaria en Barcelona

Funcionalidad y folclore: Pacto de equilibrio

Hace unas décadas el purismo afectaba a todas las tendencias. Era una filosofía moral que apostaba por el respeto a la norma y a la proporción del estilo. Por suerte, la sociedad mundial se ha alejado de los preceptos inamovibles y se ha abierto a conocer lo que es diferente. Esto permite una experimentación cultural nunca vista antes, sobre todo gracias a las redes sociales, que funcionan como herramienta de difusión instantánea. En esa apertura creativa, las influencias han construido tendencias y creado nuevas combinaciones que han enriquecido los interiores. Un buen ejemplo de ello es la unión que han experimentado el estilo minimalista y la variante tradicional.

Fotógrafo inmobiliaria en Barcelona

Ambas tendencias cohesionan en perfecta armonía gracias a los puntos en común que comparten. La vistosidad de la ornamentación más folclorista se acomoda sin extremismos sobre el lienzo funcional del estilo nórdico. La luz y la claridad de las tonalidades claras funcionan como hilo conductor para dar continuidad. En otras palabras, son estilos decorativos que dan solución a distintas necesidades culturales y de vida para balancear la estética de nuestra casa. Sin duda, un lujo visual para nuestro fotógrafo inmobiliaria en Barcelona. Ellos que siempre pretenden sacar el máximo partido a los ámbitos de un apartamento para facilitar su alquiler o su venta, esperan tu contacto.


Muestra tu apartamento al mundo y forma parte de la familia de Fotointeriores. Porque los detalles importan y solo los grandes profesionales pueden darles el lugar que les corresponde.


Redacción: Adela M. Sevilla y Néstor Marchador
Fotografías: Equipo de Fotointeriores